Cooperación: eslabón clave para el desarrollo de resultados.

La cooperación, entendida como la acción conjunta para un mismo fin, ha jugado un rol vital en el curso evolutivo de la humanidad, junto a la capacidad de adaptarse y construir herramientas, el trabajar juntos les permitió a las primeras comunidades humanas sobrevivir, satisfacer necesidades y el desarrollo de objetivos comunes.

Es el encuentro o la reunión donde se gestiona la acción cooperativa, para la tribu pudo significar la posibilidad de alimentarse y sobrevivir, el reunirse a planear la caza de los alimentos facilitó al hombre primitivo reconocerse como miembro de la Tribu, poner en común el objetivo, por ejemplo, cazar un mamut y confiar en sus compañeros para afrontar enorme propósito.

Es en la reunión dónde se comparte los aprendizajes, la inteligencia colectiva permite explorar diversas alternativas y decidir la mejor estrategia posible; el encuentro permite que emerjan las tensiones y conflictos del grupo, y por fortuna es así, imaginemos que no se evidencien y se manifiesten frente al Mamut.

En los tiempos del Covid y de el Zoom es posible no querer una reunión más, sin embargo, le invitamos a no castigar al encuentro, se necesitan espacios para dialogar y concertar, el reto a asumir es cualificar lo que sucede al juntarnos.

Antes de programar tu próximo encuentro, clarifica el objetivo, vincula a las personas clave y prepara las condiciones y dinámicas favorables para el trabajo colaborativo en función del resultado proyectado.

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *